fbpx

Hombres: Nuestro desafío al pasar por una ruptura de pareja

 

La ruptura amorosa golpea a todos, pero los hombres enfrentamos desafíos únicos. Desde normas culturales hasta expectativas, la presión de «ser fuerte» puede llevar a la represión emocional, resultando en daños a largo plazo. Es hora de desafiar esos estereotipos y priorizar el bienestar emocional.

 

Superando la Soledad: La Fortaleza en Pedir Apoyo

 
El estigma de parecer fuerte puede llevar a una soledad abrumadora. La verdad es que buscar apoyo y expresar tus sentimientos es una muestra de verdadera fortaleza, no debilidad. Nadie debería enfrentar una ruptura solo.
 
En nuestra cultura actual y más aún en redes sociales existen múltiples mensajes que inducen a la soledad. Con frases como «no necesitas a nadie para ser feliz», se intenta construir una imagen completamente falsa o desfigurada y sesgada de lo que significa ser humanos. El apoyo grupal es y ha sido fundamental en nuestra supervivencia en la tierra, y es estar conectados con otras personas lo que realmente contribuye a un estado pleno de salud.
 
Así, desde las ancestrales tribus de cazadores recolectores hasta los grandes equipos de personas que han dado a conocer hazañas increíbles, es el apoyo grupal el que nos da la fortaleza en la caza, en la guerra, en los deportes, en los negocios y en nuestros momentos difíciles.
 
No temas pedir apoyo, estar apoyado en un grupo es tu estado natural, así como la manada lo es para los lobos.
 
 
 

Cuidando tu Bienestar: Más Allá de «RESISTIR»

 
Es común que los hombres recurramos a métodos poco saludables para lidiar con el dolor amoroso. El consumo de alcohol o el comportamiento imprudente brindan alivio momentáneo pero empeoran las cosas. Prioriza tu bienestar y encuentra formas saludables de procesar tus emociones.
 
Es natural que en una sociedad que ha derivado hacia el individualismo, y donde se pone sobre los hombres el peso de «SOPORTARLO TODO», hayas tenido una biografía en la que tu expresión emocional haya sido prácticamente anulada.
 
Seguramente nadie te enseñó a poner nombre a tus sentimientos y emociones, a compartirlos, y a gestionarlos, especialmente a aquellos que tienen que ver con emociones más difíciles como la ira o la frustración. Como resultado es esperable que al sentir esta tormenta interior, y al no saber que hacer con ella, intentes calmarla con alcohol, drogas, sexo, u otras conductas extremas potencialmente riesgosas. También es esperable que tiendas al aislamiento.
 
Bueno, te tengo una buena noticia. aun cuando «Resistir» puede ser muy necesario en muchas situaciones en nuestro rol evolutivo masculino, también es viable, válido y necesario aliviar nuestro propio sufrimiento emocional, precisamente para mantenernos firmes y no debilitarnos por causa del dolor emocional.
 
Una vez un maestro de Judo me explicó: «Entre más rígida es la tabla, más fácil se quiebra, no seas como una tabla, se como un bambú, flexible y por tanto más difícil de romper».
 
La gestión adecuada de las emociones requiere educación y entrenamiento, es importante tomar responsabilidad sobre este ámbito de nuestras vidas, ya que muchos actos violentos de hombres hacia mujeres, niños y hacia otros hombres son consecuencia de una inadecuada gestión emocional.
 

¡Usa tu sabiduría! Busca Ayuda y Supera la Ruptura

 
Recuerda, está bien sentirse vulnerable y buscar ayuda, si no tomas consciencia de tu vulnerabilidad estás realmente en peligro pensando que nada malo te va a pasar. Buscar ayuda nos es natural, y es precisamente la sabiduría ancestral grabada en nuestra información genética: Somos seres sociales, y por tanto encontramos fuerza en el grupo para sobrevivir.
 
Habla con un terapeuta, conecta con amigos, o únete a un grupo de apoyo. El camino hacia la curación comienza cuando decides cuidar de tu bienestar emocional. ¡No estás solo en esto! Estas, justo ahora frente a una oportunidad de aprender y crecer.
 

Prioriza Tu Salud Emocional, Considera la Terapia

Deja un comentario